Viernes, 10 de agosto de 2007
La futura planta de regasificaci?n que proyecta la Compa??a Transportista de Gas Canarias (Gascan) se ubicar? en una zona cercana a varios espacios naturales y Lugares de Importancia Comunitaria (LIC). Distintas organizaciones y varios organismos p?blicos advierten del impacto que causar? la planta sobre la flora y la fauna, que la empresa se?ala que se resolver? cuando la Autoridad Portuaria y Capitan?a Mar?tima establezcan "rutas marinas de navegaci?n de aproximaci?n y salida del puerto".

A unos dos kil?metros de la zona donde se construir? la planta regasificadora se encuentran los sebadales del sur, considerados de gran riqueza y diversidad de especies vegetales y animales y destacan por su importancia las praderas de Cymodocea nodosa, las m?s extensas y mejor conservadas del archipi?lago canario, y las poblaciones de la Halophylla decipiens. Respecto a la fauna, es especialmente rese?able la presencia de tortuga boba (Caretta caretta), listada en el Anexo II de la Directiva 92/437CEE de H?bitat y que utiliza estos sebadales del LIC para alimentarse.

Pero adem?s de este LIC, existe otro, tambi?n catalogado como Espacio Natural Protegido, denominado Monta?a de Ifara y los riscos, a unos tres kil?metros de distancia; los monumentos naturales y espacios naturales protegidos de Monta?a Pelada, a dos kil?metros al oeste de la planta; y Los derriscaderos, tambi?n a dos kil?metros, en direcci?n norte, de la regasificadora.

En cuanto al patrimonio arqueol?gico, en el entorno de los barrancos de Charc?n y Tagoro se han encontrado yacimientos, de poca entidad en su mayor?a, tales como concheros y abrigos, pero tambi?n han aparecido grabados rupestres y una cueva natural, localizados en la zona de la playa de Los Vidrios y la desembocadura del barranco Charc?n.

Afecciones a la flora y fauna marinas

Aunque en el Informe de Impacto Ambiental la empresa considera que no se afectar? a los sebadales, no es de este parecer la Direcci?n General para la Biodiversidad, que considera que a pesar de que el proyecto no se desarrolla dentro de ning?n elemento de la Red Natura 2.000, ?se encuentra situado a una distancia inferior a dos kil?metros del LIC Sebadales del Sur de Tenerife por lo que es de esperar que se generen afecciones sobre este espacio?.

Respecto a los valores del LIC, la Direcci?n General de Biodiversidad estima que las praderas de Cymodocea nodosa y las poblaciones de Halophylla decipiens "presentan un alto grado de vulnerabilidad. A esto se le a?ade la presencia del alga end?mica Avrainvillea canariensis, que unida a las especies anteriores genera unas praderas que constituyen un lugar id?neo para la cr?a de diferentes especies de inter?s pesquero?.

En lo que se refiere a la fauna, con la destacable presencia de la tortuga boba (Caretta caretta), especie recogida en el Anexo II de la Directiva 92/437/CEE de H?bitat, la Direcci?n General de Biodiversidad considera que el tr?fico previsto de buques metaneros, ?as? como la propia actividad y presencia de la planta generar? impactos adversos sobre esta especie, que tiene estas zonas como ?reas de alimentaci?n?.

En t?rminos similares se ha expresado la Viceconsejer?a de Pesca del Gobierno de Canarias, que se?ala ?el posible impacto que puede ocasionar la planta sobre las poblaciones de sebadal, (Cymodocea nodosa), especie incluida en el Cat?logo de Especies Amenazadas de Canarias y cuyas formaciones constituyen zonas de reproducci?n y cr?a de numerosas especies?.

En cuanto a las apreciaciones del Cabildo de Tenerife, destaca su coincidencia con otros organismos respecto a las afecciones a la flora y la fauna marina. En este sentido, se indica que se deber?n valorar ?las repercusiones sobre los recursos existentes en la zona, estableciendo medidas preventivas, correctoras y compensatorias. De igual forma, se destaca la vulnerabilidad de la terrera marisme?a (Calandrella rufescens) de cuya especie tan s?lo quedan cuatro poblaciones conocidas y que vera deteriorado su h?bitat como consecuencia de la ejecuci?n de la planta?.

El Cabildo de Tenerife considera necesario que los estudios de din?mica litoral y marina ?estimen la repercusi?n del proyecto sobre los espacios naturales protegidos que se hallan pr?ximos a la ubicaci?n de la planta, como son el LIC Sebadales del Sur de Tenerife, el Monumento Natural de Monta?a Pelada y la Reserva Natural Especial de Monta?a Roja".

Tanto las organizaciones WWF/ADENA y Ben Magec como el Colegio de Bi?logos reiteran la cercan?a de Espacios Naturales Protegidos, las afecciones a los h?bitats y especies protegidas que viven en la zona, as? como las que producir? el tr?fico de buques metaneros sobre los ecosistemas del litoral y el impacto de los vertidos de agua fr?a desde la planta de regasificaci?n, resultando letal para peces, huevos y larvas, seg?n otra organizaci?n ecologista, Coalici?n Ciudadana Toda Canarias contra el Gas.

Gascan responde que no se afecta a los sebadales

No obstante, Gascan afirma en el informe de impacto ambiental que el proyecto ?no afectar? directamente a ninguna de estas ?reas protegidas, dada su localizaci?n en terrenos de car?cter portuario. En el caso del LIC Sebadales del Sur de Tenerife, la ?nica afecci?n relacionada con el proyecto que podr?a tener incidencia es el tr?fico de buques metaneros, pero este aspecto ser? regulado por la Autoridad Portuaria y Capitan?a Mar?tima, estableciendo las rutas de navegaci?n de aproximaci?n y salida del puerto?.

Asimismo, estima que el proyecto no producir? afecci?n directa sobre la fauna, indicando adem?s que la presencia de aves esteparias y limn?colas se registra principalmente en el entorno del Monumento Natural de Monta?a Pelada, alejadas de entornos transformados como son las inmediaciones del pol?gono industrial de Granadilla, donde se ubicar? la planta.

Respecto a los yacimientos arqueol?gicos, Gascan reconoce que en la parcela de ubicaci?n propuesta ?existen restos arqueol?gicos identificados que podr?an resultar afectados por la construcci?n de la regasificadora sobre la misma. Este aspecto ya fue considerado durante el tr?mite ambiental del proyecto del puerto de Granadilla; en cumplimiento de lo establecido en su Declaraci?n de Impacto Ambiental, se est? ejecutando una actuaci?n arqueol?gica en la zona, cuyos resultados y conclusiones ser?n incorporados al proyecto de implantaci?n de la regasificadora. No obstante, con car?cter previo a la ejecuci?n de la planta, la empresa obtendr? ?todas las autorizaciones y permisos necesarios para el cumplimiento de la legislaci?n vigente en materia de protecci?n de bienes de inter?s cultural?.

Sobre los vertidos y tratamiento de efluentes, la empresa responde que en el Estudio de Impacto Ambiental ?se explicaba con detalle que el vertido de agua de mar no se realizaba al interior de la d?rsena portuaria, sino en la c?ntara de captaci?n de la Central T?rmica de Granadilla, procurando una mejora de la eficiencia energ?tica de los ciclos de vapor de la misma, adem?s de evitar la construcci?n de un emisario submarino para el vertido fr?o y sus posibles impactos sobre el medio marino?.

Finalmente, la compa??a aclara que las aguas aceitosas que se generen en la planta, efluente ocasional no continuo de las instalaciones, ?ser? tratado en las propias instalaciones de la planta antes de su vertido a la red de alcantarillado que se defina para el Puerto, entregando el aceite residual a un gestor autorizado?.





Ram?n P?rez Alomodovar. Canarias Ahora.es

Tags: Gas natural, regasificadora, granadilla, impacto ambiental, gascan

Publicado por elmachal @ 11:16  | Gas natural
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Invitado
Martes, 06 de noviembre de 2007 | 0:06
que mugre