Martes, 27 de noviembre de 2007
Por V?ctor Ego Ducrot (*) | Desde Buenos Aires

El diario espa?ol miente para amedrentar al colega Pascual Serrano, por su compromiso con Am?rica Latina y sus procesos pol?ticos democr?ticos.


El Pa?s no puede con su genio. Porque el periodista espa?ol Pascual Serrano cumpli? con lo que exigen las reglas de esta profesi?n, citar la fuente y apoyar sus afirmaciones con ejemplos concretos, la semana pasada el Grupo Prisa ?empresa propietaria del peri?dico- lo acus? a ?l y a la revista electr?nica Rebeli?n.org de violar las normas del derecho de autor.
El Pa?s vuelve a mentir como lo viene haciendo en forma sistem?tica sobre Venezuela, Bolivia, Cuba, y todo escenario latinoamericano en el que se atrevan a desafiar los intereses estrat?gicos de las grandes transnacionales y sus representantes pol?ticos. Esta vez le toc? el turno al director de Rebeli?n.org, por su compromiso con Am?rica Latina y los procesos de cambio que se registran en la regi?n.

En solidaridad con Serrano, reproducimos a continuaci?n las principales conclusiones que obtuviera el Observatorio de Medios de APM, durante una medici?n hecha sobre la cobertura de El Pa?s respecto de Venezuela y Bolivia, en julio de 2007. Posteriormente, a?adimos la nota que Rebeli?n publicara sobre el incidente que nos ocupa, el 22 de noviembre pasado.

As? se expresaba el Observatorio de Medios de APM, el 25 de julio ?ltimo:

El diario El Pa?s responde directamente a los intereses corporativos del Grupo Prisa en el marco de su proceso de expansi?n en Am?rica Latina y ve como un obst?culo las transformaciones de car?cter popular iniciadas en Venezuela y Bolivia, porque los intereses estrat?gicos de cada uno de estos procesos nacionales chocan directamente con los intereses corporativos de la empresa en la regi?n.

Ese influyente medio espa?ol recurre a todo tipo de estrategias para desacreditar procesos que son democr?ticos y populares. Esas estrategias tienden a disciplinar las conductas sociales y pol?ticas de los escenarios en cuesti?n, para obstruir los procesos contrahegem?nicos y de ampliaci?n del sistema democr?tico.

Lejos est? el comportamiento de El Pa?s de ser lo que se proclama, ?independiente y plural?. Esta afirmaci?n no surge de una valoraci?n meramente sem?ntica sino de la observaci?n realizada, en la que se constat? una marcada tendencia a la unilateralidad de fuentes y a la NO confrontaci?n de las mismas.

Ese tipo de coberturas period?sticas buscan minar los fuertes consenso sociales que se est?n registrando en Venezuela y Bolivia y crear las bases ?desinformativas y de inteligencia? de futuras maniobras desestabilizadoras.

Asimismo, se proponen fortalecer, en ambos casos, los par?metros medi?ticos del bloque hegem?nico para con los pa?ses de la regi?n: concentraci?n econ?mica, financiera y de discurso; monopolizaci?n del debate y contralor medi?tico como instrumento de guerra.

Esas son algunas de las conclusiones a las que arrib? el Observatorio de Medios de la Agencia Period?stica del MERCOSUR (APM) y la Red de Intelectuales y Artistas en Defensa de la Humanidad, realizado entre el 1 y el 15 de julio pasados, en torno a la cobertura que la versi?n digital de El Pa?s hiciera sobre los casos Venezuela y Bolivia.

La investigaci?n cont? con la activa participaci?n de los especialistas Rosa Miriam Elizalde, de Cuba, y Pascual Serrano, de Espa?a, y fue coordinado por Fernando L?pez, del Observatorio de Medios de APM, perteneciente a la Facultad de Periodismo y Comunicaci?n Social de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP), de Argentina.

Utilizando el modelo de an?lisis ?Intencionalidad Editorial?, de car?cter cuanticualitativo y dise?ado por un equipo de investigaci?n te?rica de APM, el Observatorio de esa Agencia y de la Red de Intelectuales y Artistas en Defensa de la Humanidad concluy? que el comportamiento de El Pa?s respecto de los temas en cuesti?n ?responde directamente a los intereses corporativos del Grupo Prisa en el marco de su proceso de expansi?n en Am?rica Latina?.

?La presencia del Grupo Prisa en la regi?n se inaugur? con una fuerte penetraci?n en el mercado editorial con sellos como Alfaguara, Aguilar, Santillana, entre otros. Pero a fines de la d?cada de 1990, el holding del recientemente fallecido Polanco comenz? a adquirir medios de comunicaci?n con el objetivo de acaparar los rubros de informaci?n y entretenimiento en el mundo de habla hispana?, a?ade el Informe Final del Observatorio.

Si bien el Grupo posee algunos diarios y canales en el Cono Sur, el objetivo principal en esta etapa apunta a dominar el mercado radiof?nico. Prisa ya operaba en este sentido desde el Grupo Latino de Radiodifusi?n (GLR), con presencia en Colombia, M?xico, Bolivia, Panam?, Chile, Costa Rica y Estados Unidos. En junio de 2006, Polanco dio un salto cualitativo al asociarse con Javier de God? (Grupo God?) para concentrar sus participaciones en Cadena SER, Antena 3 y el GLR bajo una nueva empresa bautizada como Uni?n Radio.

Seg?n los propios datos de Prisa, la operaci?n dio lugar al ?primer grupo de radio con m?s de 1.235 emisoras? en Europa y Am?rica, y una audiencia de 28 millones de personas. Prisa tambi?n reconoce que ?sus planes de futuro incluyen ampliar su presencia en los mercados de Estados Unidos, Portugal e Iberoam?rica?.

?Sin embargo, este bloque hegem?nico ve como un obst?culo las transformaciones de car?cter popular iniciadas en Venezuela y Bolivia, porque los intereses estrat?gicos de cada uno de estos procesos nacionales chocan directamente con los intereses corporativos de Prisa en la regi?n. De ah? que los medios del Grupo, con El Pa?s a la cabeza, hagan causa com?n contra los gobiernos de esos pa?ses, recurriendo a todo tipo de estrategias para desacreditar procesos que son, sin lugar a dudas, leg?timamente democr?ticos y populares?, destaca el Observatorio de APM y la Red.

En el caso de RCTV se ve claramente c?mo El Pa?s.com trata de imponer su propia parcialidad sobre una Venezuela que, seg?n ese discurso de clase, se reduce al ?populismo? y la ?demagogia? del presidente Hugo Ch?vez.

De la misma forma, el Observatorio constat? un tratamiento similar hacia Bolivia, a pesar de la escasa cantidad de notas registradas durante el per?odo de observaci?n.

Los procesos period?sticos encaminados por el medio observado ?se enmarcan en una clara estrategia que tiende a disciplinar las conductas sociales y pol?ticas de los escenarios en cuesti?n, para obstruir los procesos contrahegem?nicos y de ampliaci?n del sistema democr?tico. Lejos est?n estos comportamientos period?sticos de ser lo que se proclaman, independientes y plurales, y esta afirmaci?n no surge de una valoraci?n meramente sem?ntica sino de la observaci?n realizada, en la que se constat? una marcada tendencia a la unilateralidad de fuentes y a la NO confrontaci?n de las mismas?, afirma el informe.

La investigaci?n alerta ?sobre esos posicionamientos medi?tico corporativos respecto de los escenarios de Venezuela y Bolivia se inscriben en dos dise?os muchos m?s amplios y ambiciosos por parte de las fuerzas hegem?nicas?.

En es sentido, se destaca ?minar los fuertes consensos que est?n generando los procesos sociales y pol?ticos que encabezan los presidente Hugo Ch?vez y Evo Morales, a la vez que crear las bases desinformativas y de inteligencia que requieren los mecanismos desestabilizadores, golpistas o intervencionistas; en este ?ltimo caso con una eventual presencia militar extranjera en Venezuela y una estrategia cesionista en Bolivia, a partir de las fuerzas conservadoras m?s recalcitrantes que radican en la regi?n oriental de ese pa?s?.

El segundo de los dise?os planteados es descrito como ?el fortalecimiento, ambos casos, de los par?metros medi?ticos del bloque hegem?nico para con los pa?ses de la regi?n: concentraci?n econ?mica, financiera y de discurso; monopolizaci?n del debate y contralor medi?tico como instrumento de guerra, tanto convencional como el marco de los principios del Conflicto de Baja Intensidad (GBI)?.

Por ?ltimo, las conclusiones del Observatorio tambi?n alertan ?sobre la necesidad de que periodistas y comunicadores en general, organizaciones sociales y pol?ticas y organismos internacionales se aboque a una tarea sistem?tica de revisi?n y denuncia de las conductas medi?tico corporativas, que, como se desprende esta observaci?n sobre los casos Venezuela y Bolivia, son atentatorias contra los principios democr?ticos y de derechos humanos consagrados por el derecho internacional y por Naciones Unidas?.

Este Observatorio tuvo por objeto aportar a la resoluci?n del V Encuentro de la Red de Intelectuales y Artistas en Defensa de la Humanidad, realizado en Cochabamba, Bolivia, en mayo de 2007, sobre la creaci?n de un Observatorio Permanente de Medios que monitoree con rigor metodol?gico el comportamiento de los medios de comunicaci?n hegem?nicos, con el fin de poner en evidencia los abusos de las grandes corporaciones medi?ticas y las violaciones del derecho de los pueblos a la informaci?n veraz.

El modelo te?rico y metodol?gico denominado ?Intencionalidad Editorial? aborda los procesos period?sticos como manifestaciones espec?ficas del g?nero propaganda y como instrumentos necesariamente vinculados a la disputa por el poder, disputa que se da en el marco de la relaci?n dial?ctica entre hegemon?a y contrahegemon?a.

Esta propuesta tambi?n parte de que la dicotom?a Objetividad-Subjetividad es insuficiente y enga?osa para el an?lisis de los procesos period?sticos, pues debe contemplarse, adem?s, el eje Parcialidad-Imparcialidad. De este planteo resulta que todo proceso period?stico como tal debe ser necesariamente Objetivo (en el sentido de remisi?n a fuentes comprobables y contrastables) e inevitablemente Parcial (en el sentido de la toma de partido por).

Para desentra?ar las intenciones editoriales de todos los medios no basta con los resultados que arrojan los distintos enfoques del an?lisis de discursos, sino que es imprescindible descubrir los entramados de la base de materialidad de los procesos period?sticos, con investigaciones caso por caso acerca de la macro y micro econom?a pol?tica de los medios observados, afirma el cap?tulo de enunciados metodol?gicos del Observatorio.

En el apartado ?Descripci?n de datos cuantitativos? se constata que los datos relevados de El Pa?s.com durante la primera quincena del mes de julio indicaron que la tem?tica monitoreada por este observatorio tuvo una presencia insignificante en la portada. Se registraron 10 titulares de un total de 537, es decir apenas un 1,86 por ciento que en su totalidad se refirieron s?lo a Venezuela, ya sea de manera directa o indirecta, y relacionados particularmente con el seguimiento de la Copa Am?rica de F?tbol.

De esos 10 titulares, 6 fueron ubicados en planos secundarios, 3 en destacados y uno en complementarios. En tanto, la utilizaci?n de im?genes fue un recurso que s?lo se aprovech? en el 40 por ciento de las piezas monitoreadas.

Entre los temas que encabezaron la agenda informativa de la portada se destac? el denominado ?Debate del estado de la Naci?n? en el Congreso, donde el presidente Jos? Lu?s Rodr?guez Zapatero ofreci? un balance anual de su gesti?n y recibi? diversas cr?ticas por parte de la oposici?n. Este hecho obtuvo una extensa cobertura a lo largo de todo el per?odo de la muestra.

Tambi?n se subrayaron temas como el atentado con un coche bomba en Yemen, donde murieron y resultaron heridos varios espa?oles; la cumbre entre el presidentes George W. Bush y Vladimir Putin; el recambio de ministros en el gabinete de Rodr?guez Zapatero, el arresto de miembros de ETA en Francia; la final de Wimbledon; el Mundial de F?tbol Sub-20, el Tour de Ciclismo en Francia, los Sanfermines 2007, entre otros.

De las once secciones del sitio (Internacional, Espa?a, Deportes, Econom?a, Opini?n, Cultura, Sociedad, Tecnolog?a, Gente y TV, Blogs y Participa), el tema Venezuela-Bolivia tuvo presencia en seis: Deportes, Internacional, Espa?a, Econom?a, Opini?n y Cultura, respectivamente.

La cantidad de art?culos publicados en estas secciones fue de 63 sobre un total de 1.221 piezas period?sticas. La relaci?n en porcentajes, en tanto, fue de un 4,42 por ciento de art?culos referidos a Venezuela, 0,74 por ciento de art?culos sobre Bolivia y 94,84 por ciento sobre otros temas de agenda.

En la secci?n Deportes se registraron 24 art?culos para Venezuela y 2 para Bolivia, la mayor?a de los cuales se encuadraron en el seguimiento que hizo El Pa?s.com de la Copa Am?rica. En el segundo lugar se ubic? la secci?n Internacional, donde se publicaron 17 notas sobre Venezuela y 2 sobre Bolivia. Le siguieron las secciones Espa?a (5 art?culos para Venezuela y 3 para Bolivia), Econom?a (5 art?culos para Venezuela), Opini?n (3 art?culos para Venezuela y 1 para Bolivia) y Cultura (1 art?culo para Bolivia).

En cuanto a los g?neros period?sticos, El Pa?s.com prefiri? las notas de car?cter informativo para su tratamiento sobre Venezuela y Bolivia (90,48%), mientras que los art?culos de opini?n obtuvieron un escaso 9,52 por ciento.

El peso informativo, dado por la ubicaci?n de los art?culos en las secciones, fue similar a la que se registr? en la portada. M?s de un 52 por ciento de las notas se ubicaron en planos secundarios, mientras que un 38 en destacados y un 9 por ciento en complementarios.

La diferencia con la portada se registr? en relaci?n a las im?genes, ya que el 55 por ciento de las piezas sobre Venezuela y Bolivia fueron publicadas con fotograf?as.

Las cifras presentadas anteriormente ofrecen una primera aproximaci?n al tratamiento period?stico de El Pa?s.com sobre Venezuela y Bolivia, pero para desentra?ar la intencionalidad editorial del medio con respecto al tema tratado es preciso profundizar en el an?lisis tanto a nivel simb?lico como material.

El Pa?s.com es la versi?n digital del diario El Pa?s de Madrid, con contenidos de la edici?n impresa y actualizaci?n informativa durante las 24 horas. Seg?n la ?ltima Encuesta General de Medios (EGM), desarrollada entre los meses de abril y junio de 2007 por la Asociaci?n para la Investigaci?n de Medios de Comunicaci?n (AIMC), se trata del diario online m?s le?do de Espa?a con 1.876.000 usuarios ?nicos mensuales. El mismo estudio tambi?n calific? al sitio como el medio digital que m?s crece peri?dicamente, al verificar un incremento de 286 mil usuarios mensuales con respecto a la encuesta anterior (febrero-marzo de 2007).

El Pa?s.com depende de Prisa.com, empresa creada en el 2000 para gestionar los productos y negocios digitales del Grupo Prisa (Cadenaser.com, Cincodias.com, As.com, El Bumeran(g), Los40.com, Ep3.es, Cuatro.com, Plus.es y Santillana en Red). Desde ese a?o, el portal del diario ha pasado por diversos cambios de dise?o hasta que en noviembre de 2006 se realizaron las ?ltimas modificaciones y la web dej? de llamarse El Pa?s.es para adquirir su nombre actual.

El portal comparte con el diario impreso y, en general, con el resto de los medios del Grupo Prisa (Prensa, Radio, Televisi?n e Internet) un posicionamiento contrario a los procesos de cambio que se desarrollan en Am?rica Latina ?donde el holding encabezado hasta hace pocos d?as por el recientemente fallecido Jes?s de Polanco tiene fuertes intereses en v?as de expansi?n-, haciendo especial ?nfasis en el proceso bolivariano que lidera el presidente Hugo Ch?vez, reforzando esa tendencia en todo proceso period?stico referido a Cuba y su gobierno.

Los comportamientos de la multimedia espa?ola no son nuevos. En Venezuela, por ejemplo, se instrumentaron a partir del triunfo de Ch?vez en 1999, pero en los ?ltimos ocho a?os fue profundiz?ndose y aceit?ndose de tal manera que logr? alcanzar un posicionamiento sumamente monol?tico en el bloque corporativo de Prisa.

Es en este sentido que el portal El Pa?s.com cumple un papel clave como medio de prensa hegem?nico en el campo virtual de habla hispana.

El tratamiento sobre el caso de Radio Caracas Televisi?n (RCTV) tal vez sea un buen ejemplo para analizar el posicionamiento editorial del grupo no s?lo porque recobr? relevancia durante el per?odo de nuestro observatorio, sino que adem?s las piezas publicadas sobre el tema ofrecen todo tipo de indicadores que permiten desentra?ar la parcialidad de clase que se esconde detr?s del manto de una supuesta objetividad.

El Pa?s.com volvi? a lanzar sus dardos contra el gobierno venezolano cuando se anunci? la emisi?n por sat?lite de RCTV, el pasado 8 de julio. El medio reproduce ese mismo d?a un cable de la agencia EFE con la noticia y agrega un recuadro para afirmar que, pese al regreso del canal por la se?al de Directv, ?la lucha contin?a? con el objetivo de recuperar el espacio en la televisi?n abierta. En ese mismo recuadro, el diario tambi?n se hace eco de las denuncias del director de RCTV, Marcel Granier, sobre supuestas ?presiones y obst?culos? del Ejecutivo venezolano para impedir que esa ?lucha? siga su curso.

Por otra parte, en la contextualizaci?n de la informaci?n se utilizan expresiones y valoraciones acu?adas por el sector golpista que aprovech? la decisi?n venezolana de no renovar la licencia del canal -medida que, por cierto, fue tomada en estricto cumplimiento de las leyes y las competencias gubernamentales, y refrendada, adem?s, por otros dos poderes del Estado: la Asamblea Nacional y el Tribunal Supremo de Justicia- para mostrarse como v?ctimas de un ataque a la libertad de expresi?n.

?Desde que Hugo Ch?vez tomara la decisi?n de prohibir a RCTV que siguiera emitiendo en abierto, las protestas no han cesado?, dice un p?rrafo del art?culo. Asimismo, se ofrecen dos v?nculos relacionados: uno con una entrevista digital a Granier y otro con una fotogaler?a titulada ?Ch?vez cierra RCTV?, con im?genes de las marchas en apoyo a la emisora.

Al d?a siguiente, el portal le dedic? un mayor tratamiento al tema. Por un lado, se recoge un art?culo de la edici?n impresa con la firma del corresponsal en Caracas, Clodovaldo Hern?ndez, quien se encarga de reafirmar algunos conceptos antichavistas desde un principio. ?La televisi?n prohibida por Ch?vez volver? por cable y sat?lite?, afirma el t?tulo.

Las denuncias de Granier, en este caso, tambi?n se ubican en primer plano: ?El presidente de RCTV, Marcel Granier, ha denunciado en varias ocasiones que su empresa se ha enfrentado a todo tipo de obst?culos para poder acceder a los sistemas de suscripci?n y ha acusado al Gobierno de presionar a las compa??as de televisi?n por sat?lite y las de cable para que no incorporen al canal. Jesse Chac?n, ministro de Telecomunicaciones e Inform?tica, lo desminti?.?

En este sentido, Hern?ndez adem?s sugiere un acuerdo t?cito entre Ch?vez y Gustavo Cisneros para sacar de la competencia televisiva a RCTV: ?DirecTV es propiedad en Venezuela del magnate Gustavo Cisneros, cuyo canal de se?al abierta Venevisi?n logr? la renovaci?n de su concesi?n en mayo. RCTV era el principal competidor de Venevisi?n en el campo de los programas dram?ticos (telenovelas principalmente) y de entretenimiento. Entre ambos se distribu?an la mayor porci?n de la inversi?n publicitaria destinada a la televisi?n en abierto.?

Nada se dice, sin embargo, sobre las operaciones golpistas de RCTV m?s all? de alg?n entrecomillado aislado. Lo que s? abunda es la denuncia sobre ?violaciones a libertad de expresi?n? sin otra fuente que la de los propios denunciantes.

En la misma edici?n, se reproducen varios p?rrafos de una carta de la cadena Globovisi?n remitida al vicepresidente venezolano, Jorge Rodr?guez, para ubicar a esta empresa en el mismo plano de RCTV.

?La cadena Globovisi?n denuncia ?presiones? y ?amenazas? por parte del Gobierno de Ch?vez?, sentencia el t?tulo, para luego afirmar en la bajada que ?en junio, el ministro de Comunicaci?n, William Lara, acus? al canal de ?instigar al magnicidio? y alentar las protestas a favor de RCTV?.

Como en otros casos, en el texto no se presenta ni un m?nimo contraste de fuentes. El art?culo s?lo se basa en la carta del presidente de Globovisi?n, Guillermo Zuloaga, quien ?argumenta que esa cadena, abiertamente opositora al gobierno, ha sido ?amenazada de forma constante? por Ch?vez y otros funcionarios con revocarle la licencia de transmisi?n, que caduca en 2015 seg?n datos de la empresa?.

Posteriormente, durante la visita oficial de Rafael Correa a Espa?a, El Pa?s aprovech? para colar el tema RCTV en una entrevista del periodista Fernando Gualdoni al presidente ecuatoriano, que fue publicada el 11 de julio. Veamos algunos p?rrafos de la misma:

P. Usted vive enfrentado a la clase pol?tica. Hace unos d?as acus? por radio a 18 diputados de corruptos, con nombre y apellido... Es un comportamiento un tanto incomprensible para un presidente...

R. Hay cosas que pasan en Ecuador que ac? son incomprensibles. La propia prensa lo que publica, f?jese... Mentiras tras mentiras y en nombre de la libertad de expresi?n no se les puede decir nada...

P. Usted no estar? pensando en cerrar un canal como hizo el presidente Ch?vez en Venezuela con RCTV (Radio Caracas Televisi?n)...

R. Si apoya un golpe [de Estado] como lo hizo la RCTV en Venezuela lo cierro... porque la ley es clara, ?no? No pueden incitar a la violencia, a atentados contra la democracia, etc?tera... Mire, el 80% de la gente nos respalda a pesar del feroz ataque de los grupos de poder como los partidos tradicionales, la banca y los medios de comunicaci?n. El ambiente es tenso porque estamos ante un verdadero cambio del modelo pol?tico y econ?mico.

Sin embargo, el aspecto m?s relevante se ubic? en la cabeza del art?culo, cuando Gualdoni describe a Correa de la siguiente forma: ?Este economista de 44 a?os, con postrados en B?lgica y EE UU, despierta sentimientos encontrados dentro y fuera de su pa?s. Para algunos es un populista imitador del presidente venezolano, Hugo Ch?vez; para muchos -en su pa?s tiene un apoyo popular superior al 70%- un revolucionario que acabar? con a?os de corrupci?n y un modelo econ?mico que ha forzado a emigrar a millones de habitantes hacia EE UU y Europa?.

Destacamos este fragmento porque el periodista introduce aqu? una pegunta clave para el diario, aunque intente disfrazarla con dos posiciones encontradas: ??Correa es un populista imitador del presidente venezolano, Hugo Ch?vez, o un revolucionario que acabar? con a?os de corrupci?n y un modelo econ?mico que ha forzado a emigrar a millones de habitantes hacia EE UU y Europa??. Y decimos que Gualdoni introduce porque en la nota no se contesta dicho interrogante. De ello se encargar? el propio diario en un editorial publicado en la edici?n del 12 de julio.

?Correa debe tener cuidado en respetar las reglas del juego. El actual Parlamento, pese a que ?l lo considere lleno de corruptos y mediocres -en lo que no le falta raz?n-, debe seguir en pie y no ser disuelto antes de que la Constituyente haya acabado sus trabajos. Tampoco resulta tranquilizador que cite como ejemplo a aplaudir el cierre de la cadena de televisi?n venezolana RCTV por el r?gimen de Ch?vez. La libertad de prensa debe mantenerse en Ecuador. Debe tener en cuenta que los emigrantes ecuatorianos, cuando voten o vuelvan, se ver?n influidos por el ambiente vivido en su pa?s de acogida, en este caso, Espa?a, y su libertad de opini?n?, asegura el editorial.

Esta insistencia en se?alar la ?demagogia? y el ?populismo? de Ch?vez, aunque sea en peque?os fragmentos de notas que no tratan directamente sobre Venezuela, es un recurso que responde a una estrategia sistem?tica de repetici?n para que la parcialidad de El Pa?s ?que en este caso coincide con la de los sectores golpistas venezolanos y la de Washington- se instale como sentido com?n hegem?nico.

Durante el per?odo de observaci?n se detectaron varias piezas de este tipo, adem?s de la entrevista a Correa.

Por ejemplo, en un art?culo de Timothy Garton Ash sobre Brasil (1/07/2007), se plantea que ese pa?s latinoamericano ?es, junto a India y Estados Unidos, una de las democracias m?s grandes del mundo. Es una aut?ntica democracia desde hace menos de 20 a?os, y ya ha superado la prueba del traspaso pac?fico de poder entre partidos y presidentes rivales. Esta joven democracia ha sobrevivido a crisis econ?micas, un sistema federal de una complejidad chirriante y repetidos esc?ndalos de corrupci?n. Cuenta con una prensa libre, vibrante y combativa. El ej?rcito, que antes controlaba el pa?s, ahora permanece en segundo plano. En muchos sentidos es un experimento esperanzador?.

Sin embargo, para el autor, ?la pregunta que queda pendiente es durante cu?nto tiempo es posible que se mantenga una democracia liberal con tales grados de desigualdad, pobreza, exclusi?n social, crimen, drogas y anarqu?a. En el pa?s vecino, la Venezuela de Hugo Ch?vez, puede verse la permanente tentaci?n populista?.

Hasta el jefe de Gobierno electo de la ciudad de Buenos Aires, el empresario de derecha Mauricio Macri, tuvo lugar en El Pa?s.com (06/07/2007) para expresar su posici?n contra el gobierno venezolano, cuando el corresponsal argentino Jorge Marirrodriga le pregunt? sobre la pol?tica exterior de la gesti?n del presidente N?stor Kirchner.

?El ?nico pa?s con el que tenemos buenas relaciones, y lo digo con tristeza, es Venezuela. Con todos los dem?s pa?ses vecinos o lejanos estamos en los peores momentos de relaci?n que haya tenido el pa?s en cada uno de esos casos?, contest? Macri.

Marirrodriga ya hab?a publicado un art?culo a fines de junio para destacar las cr?ticas del empresario en ese mismo sentido, bajo el t?tulo ?Macri no quiere saber nada de Ch?vez?. Aunque las opiniones de Macri, obviamente, no merecieron ning?n tipo de descargo por parte del medio, como ocurri? en cambio luego de la entrevista a Correa.

Para El Pa?s.com tambi?n el deporte es un espacio ideal para subrayar la ?demagogia? chavista. Con motivo del pase de Venezuela a cuartos de final de la Copa Am?rica, el periodista Diego Torres redact? una cr?nica desde Puerto de la Cruz para desenmascarar ?la intenci?n de Ch?vez? con la organizaci?n del evento futbol?stico:

?A diferencia de la mayor?a de los ni?os suramericanos de su generaci?n, el presidente de Venezuela, Hugo Ch?vez, no so?? con ser Pel?. A los 10 a?os tampoco se le pas? por la cabeza imitar a Bol?var. Enamorado del b?isbol, como todos sus compatriotas, su primera obsesi?n fue seguir los pasos de Isa?as L?tigo Ch?vez. Este pitcher, emigrado a los San Francisco Giants, encendi? la imaginaci?n del presidente, pero la pol?tica y las pasiones no siempre van de la mano. Ch?vez lo supo cuando en 2006 firm? el decreto 4.742 para impulsar la Copa Am?rica de F?tbol. El deporte del bal?n, y no el b?isbol, consider?, era el veh?culo m?s propicio para dar publicidad a su objetivo hemisf?rico, la Confederaci?n de Naciones Suramericanas, especie de patria grande al modo bolivariano.? (05/07/2007).

Respecto de Bolivia, y como ya se detall? en la descripci?n de datos cuantitativos, el proceso encabezado por el presidente Evo Morales estuvo casi totalmente excluido de la agenda informativa de El Pa?s.com durante el per?odo de observaci?n. Las notas relacionadas con esta tem?tica, apenas incluyeron algunas referencias en torno al desempe?o de la selecci?n boliviana en la Copa Am?rica y menciones secundarias en art?culos sobre otros temas de agenda.

Este tipo de menciones se registraron, por ejemplo, en una nota del corresponsal en Roma, Eric Gonz?lez, sobre el espionaje italiano para presionar a miembros de la Justicia durante el mandato de Silvio Berlusconi (06/07/2007).

Bajo el subt?tulo ?En busca de subversivos? el periodista sostiene que el jefe operativo del Servicio de Informaci?n Militar Italiano (Sismi), P?o Pompa, era un experto en la elaboraci?n de ?informes kafkianos?. Seg?n Gonz?lez, ?despu?s de un encuentro del juez romano Domenico Gallo con Joseba ?lvarez, responsable internacional de Batasuna, (Pompa) acusaba al juez de formar parte del ?movimiento subversivo? mundial, en colaboraci?n con el alcalde de Bolonia, Sergio Coferatti, el presidente boliviano, Evo Morales, el subcomandante Marcos y las FARC colombianas, entre otros?.

Uno de los pocos art?culos dedicados ?ntegramente a Bolivia apareci? el 4 de julio, cuando la Asamblea Constituyente de ese pa?s resolvi? ampliar el plazo original para la redacci?n de una nueva Carta Magna hasta el pr?ximo 14 de diciembre. La decisi?n fue calificada por El Pa?s.com como un nuevo fracaso de la Asamblea.

?Este aplazamiento se debe al fracaso de los 255 constituyentes en lograr los acuerdos necesarios para la redacci?n del texto de la nueva Constituci?n que, en principio, deb?a presentarse el pr?ximo 6 de agosto, cuando se cumple el plazo de un a?o se?alado en la ley de convocatoria. Los constituyentes han empleado casi seis meses de discusi?n para aprobar el art?culo 70 sobre los dos tercios de votaci?n necesarios para sancionar el nuevo texto?, se?al? la corresponsal en La Paz, Mabel Azcui.

Sin embargo, la escasa presencia de Bolivia en la edici?n digital del diario espa?ol no significa que el Grupo Prisa considere que la gesti?n de Morales sea menos ?peligrosa? que la de Ch?vez en Venezuela.

De hecho, el pa?s andino es un punto estrat?gico del proceso de penetraci?n y expansi?n del Grupo en Am?rica Latina. En Bolivia no s?lo controla el diario La Raz?n, sino tambi?n los matutinos Extra, El Nuevo D?a y parte de la cadena ABC.

El diario La Raz?n era parte del holding de la familia Gar?fulic, encabezado por el magnate Ra?l Gar?fulic, empresario que se caracterizaba por utilizar su poder medi?tico en campa?as y lobby para facilitar grandes negociados. En el a?o 2000, PRISA invirti? en los medios de la familia y, m?s tarde, gracias a un litigio judicial que le result? favorable, logr? apoderarse del control total de la empresa por la suma de 10 millones de d?lares.

El propio Jes?s de Polanco renov? y moderniz? los medios en su poder, y contrat? a numerosos periodistas bolivianos de tendencia liberal. Adem?s, cont? con la bendici?n del presidente Gonzalo S?nchez de Lozada y en el 2000 edit? el libro ?La espada en la Palabra? de su amigo y ex presidente depuesto, Carlos Mesa.

La Raz?n se convirti?, desde entonces, en el diario nacional m?s importante, tanto a nivel de tirada como de comercializaci?n, sobre todo en la franja ABC1 (clase media-alta).

El medio defendi? hist?ricamente la gesti?n de S?nchez de Lozada, e incluso oper? abiertamente para ubicar a varios de sus hombres en puestos estatales. En pol?tica internacional, adquiri? desde el a?o 2000 un marcado posicionamiento antichavista y, en reiteradas ocasiones, se manifest? a favor de un TLC con Estados Unidos.

En cuanto a la pol?tica nacional, el tema energ?tico se consolid? como un aspecto central de la agenda del medio. Las posiciones a favor de las empresas concesionarias de la extracci?n de gas y petr?leo se endurecieron tras la nacionalizaci?n de los hidrocarburos, en mayo de 2006, debido a los v?nculos financieros entre el Grupo Prisa y la petrolera Repsol.

El Informe Final de este Observatorio incluye un atractivo apartado -discusi?n de resultadas complementaria- con anotaciones de casos puntuales comprendidos en la muestra.

El 1 de julio, por ejemplo, en Opini?n. P?gina 14. Art?culo de Vargas Llosa: ??Otro pa?s??:

El texto es un paneg?rico de la pol?tica de Alan Garc?a en Per? y, de paso, critica a Venezuela, Bolivia y Ecuador que termina as?:

En tanto que en Venezuela, en Bolivia, en Ecuador, amplios sectores sociales, por diversas razones, experimentan una regresi?n, que gana conciencias y corazones para las apolilladas recetas populistas -nacionalismo, estatismo, colectivismo- mi impresi?n es que una mayor?a de peruanos ha enterrado esos lastres y va aceptando, algunos con entusiasmo y otros a rega?adientes, que si queremos salir de la barbarie de la pobreza, la ignorancia, la explotaci?n y el atraso, no hay m?s que una receta en el mundo de hoy: democracia pol?tica, econom?a de mercado, estabilidad jur?dica, apertura de fronteras, incentivos para la inversi?n y el ahorro, respeto de la propiedad e impulso a la empresa privada. La notable transformaci?n del Presidente Alan Garc?a, que, en buena hora para el Per?, hace ahora exactamente lo contrario de lo que hizo en su primer Gobierno, es expresi?n y consecuencia de esa evoluci?n de una considerable parte de la opini?n p?blica hacia el realismo y gradualismo que caracterizan a la cultura de la libertad. Por primera vez en mucho tiempo intuyo -con palpitaciones y tocando madera- que despu?s de tanto tiempo de andar a remolque el Per? podr?a pasar a ocupar un puesto de vanguardia en el contexto latinoamericano.

Habr?a que buscar las cifras de apoyo pol?tico que tiene Alan Garc?a frente a Evo, Ch?vez o Correa. En cualquier caso, a los pocos d?as el presidente peruano estaba sofocando manifestaciones ciudadanas con el ej?rcito con saldo de muertos y heridos.

En el Suplemento del domingo, p?gina 11, art?culo de Timothy Garton Ash, ?Brasil, democracia joven y desigual?:

Se repite el modelo del art?culo anterior, con motivo de unas palabras esperanzadoras para Brasil, se embiste contra Venezuela:

Brasil es, junto a India y Estados Unidos, una de las democracias m?s grandes del mundo. Es una aut?ntica democracia desde hace menos de 20 a?os, y ya ha superado la prueba del traspaso pac?fico de poder entre partidos y presidentes rivales. Esta joven democracia ha sobrevivido a crisis econ?micas, un sistema federal de una complejidad chirriante y repetidos esc?ndalos de corrupci?n. Cuenta con una prensa libre, vibrante y combativa. El ej?rcito, que antes controlaba el pa?s, ahora permanece en segundo plano. En muchos sentidos es un experimento esperanzador. Pero la pregunta que queda pendiente es durante cu?nto tiempo es posible que se mantenga una democracia liberal con tales grados de desigualdad, pobreza, exclusi?n social, crimen, drogas y anarqu?a. En el pa?s vecino, la Venezuela de Hugo Ch?vez, puede verse la permanente tentaci?n populista. El culto a sus firmas y referentes de opini?n es constante. Por eso en el crucigrama del domingo, la foto del personaje a identificar es, una vez m?s, Mario Vargas Llosa.

Art?culo en Econom?a, p?gina 61 del corresponsal Clodovaldo Hern?ndez. El texto no es muy tergiversador, pero s? el titular y el subt?tulo, elementos ambos que suelen estar definidos por la mesa de direcci?n en la sede central de Madrid, no por el corresponsal. T?tulo: ?Ch?vez se libra de las grandes empresas estadounidenses?. Subt?tulo: ?Cinco compa??as han dicho este a?o adi?s a Venezuela por la ola de nacionalizaciones?.

Cuando se lee la noticia se comprueba que el hecho es que de de las seis empresas que petroleras que operaban en el Orinoco se quedan cuatro y se van dos. Adem?s entre las que se quedan hay una estadounidense, por tanto el titular es falso y el subt?tulo tergiversa porque son cinco las que se han ido a lo largo de todo el a?o no en esa noticia. No siquiera se dice cu?les son las otras tres, en qu? sector operaban y cu?les son las razones por qu? se han ido.

El 2 de julio, en Internacional, p?gina 3:

Foto de Ch?vez con Ahmadineyad con un pie de foto titulado ?Aliados contra EEUU?. Es una foto muy afectuosa donde el iran? toma al venezolano por los brazos y ?ste junta las manos y mira al cielo a modo de plegaria. El pie de foto se extiende no m?s de dos l?neas sin explicar apenas el encuentro de ambos. No hace falta, basta con tener esa foto y el t?tulo del pie para asociar a Ch?vez con el presidente iran?.

El 4 de julio hay un breve basado en un cable de Efe sobre Bolivia (p?gina 10 de internacional) que no se considera relevante.

Deportes, p?gina 61. Cualquier excusa es buena para criticar al chavismo:

REPORTAJE: F?TBOL - Copa Am?rica. Del fusil al `funky`:

La seguridad que rodea a Argentina contrasta con la vida tranquila de Brasil

Al contrario que Brasil, que se mueve en autob?s escoltado por un patrullero, cualquier traslado de Argentina supone un despliegue de helic?pteros, motos y furgones de la polic?a, el ej?rcito y las unidades especiales de asalto. El procedimiento parece un homenaje a las fuerzas de seguridad del Ayuntamiento de Maracaibo, gobernado por el polifac?tico Giancarlo di Martino. El se?or Di Martino, que ha puesto pegatinas del Che Guevara en su todoterreno de lujo, est? atento a las ?ltimas tendencias. Dice que es chavista. La Copa le ha permitido darse a conocer al mundo. La ciudad est? plagada de carteles en su honor, en los que aparece sonriente con la mascota del torneo, un guacamayo llamado Guaki.

El 5 de julio. Internacional, p?gina 4, se recrea en unas declaraciones de Ch?vez sobre su ingreso en el MERCOSUR: Ch?vez exige a Brasilia que apruebe el ingreso de Venezuela en el MERCOSUR.

Se observa un p?rrafo incoherente: ?En el Parlamento brasile?o, Lula tiene mayor?a. Le bastar? templar los ?nimos de los legisladores por las provocaciones e insultos del dirigente venezolano para conseguir la aprobaci?n de la adhesi?n de Venezuela?. Es incoherente porque nos entiende que recordar las ?provocaciones e insultos? sea el modo de conseguir la entrada de Venezuela.

El 9 de julio. Internacional, p?gina 8. La televisi?n prohibida por Ch?vez volver? por cable y sat?lite.

De nuevo una intencionalidad centrada en el titular de una informaci?n. El t?rmino utilizado en el t?tulo, ?televisi?n prohibida por Ch?vez, nunca lo usa el corresponsal que ha elaborado la noticia desde Caracas. Y es l?gico porque la cadena est? ahora tan prohibida como hace dos semanas, y si ahora se ve por cable y por sat?lite es que no est? prohibida, por tanto, no lo estuvo nunca. Todo ello lo explica bastante bien el texto, si bien se echa de menos que, al igual que hace referencia a las manifestaciones en contra de la no renovaci?n, silencie que tambi?n las hubo en defensa de esta decisi?n gubernamental. Por supuesto, la foto es para una manifestante en contra de la no renovaci?n a pesar de que sea de hace quince d?as.

El 11 de julio. Internacional, p?gina 9. Entrevista a Rafael Correa.

De un total de siete preguntas, dos se refieren a Ch?vez. As? de capciosa es una de ellas: ?Usted no estar? pensando en cerrar un canal como hizo el presidente Ch?vez en Venezuela con RCTV (Radio Caracas Televisi?n)?.

El 12 de julio. La respuesta de Rafael Correa defendiendo la no renovaci?n de RCTV no se la perdona El Pa?s y la recoge en el editorial del d?a siguiente:

Tampoco resulta tranquilizador que cite como ejemplo a aplaudir el cierre de la cadena de televisi?n venezolana RCTV por el r?gimen de Ch?vez. La libertad de prensa debe mantenerse en Ecuador. Debe tener en cuenta que los emigrantes ecuatorianos, cuando voten o vuelvan, se ver?n influidos por el ambiente vivido en su pa?s de acogida, en este caso, Espa?a, y su libertad de opini?n. Con el final del p?rrafo quiz?s el diario le est? diciendo que los emigrantes/votantes ecuatorianos en Espa?a (entre 500 y 700.000) leen El Pa?s y se puede influidos en su valoraci?n de Correa, porque si como ejemplo de libertad de expresi?n se refiere a Espa?a, all? s? se han cerrado peri?dicos y radios y, por supuesto, se reparten discrecionalmente las licencias.

Con este primer Observatorio se pretende inaugurar un programa sistem?tica tendiente a develar las maniobras de la presa hegem?nica corporativa contra los procesos pol?ticos y sociales de corte democr?tico en Am?rica Latina. En otras palabras, tendiente a desarticular la mara?a de ?medios y mentiras enteras?.

Por ?ltimo reproducimos la nota ?El Pa?s exige al periodista Pascual Serrano retirar de Rebeli?n.org un art?culo que criticaba al peri?dico. Aducen que una cita no respeta el copyright?, publicada el 22 de Noviembre 2007:

La direcci?n del peri?dico espa?ol El Pa?s ha escrito un correo electr?nico al periodista Pascual Serrano exigi?ndole la retirada de un art?culo publicado en Rebeli?n.org bajo el t?tulo ?El Pa?s contra Ch?vez, fuego a discreci?n?. Seg?n el diario, en el citado art?culo se reproduce un art?culo del escritor Mario Vargas Llosa, algo que no es cierto, puesto que s?lo se citan unas l?neas, junto con otras numerosas citas de otros autores. En el escrito, enviado al correo electr?nico personal del periodista, la gerente comercial de El Pa?s Internacional, Irene Hes, afirma que ?TODOS los textos que EL PAIS publica est?n protegidos por el correspondiente copyright. Tenemos los derechos MUNDIALES de la columna de MARIO VARGAS LLOSA, que comercializamos en exclusiva por pa?s. VDS. no han solicitado publicar dicho material y vemos en su website que aparece el texto de este autor: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=59219". A continuaci?n se le increpa: ?Tienen dos opciones: O lo quitan inmediatamente de su p?gina o bien pagan la tarifa de derechos de reproducci?n?. La gerente de El Pa?s se despide mediante un ?Espero sus urgentes noticias. Saludos?.

Ni el periodista Pascual Serrano ni el colectivo de Rebeli?n.org han considerado retirar el art?culo en cuesti?n por entender que no viola el copyright al que hace referencia el peri?dico del grupo Prisa.

La abogada Virginia D?az, en representaci?n de Serrano, se ha dirigido a El Pa?s se?alando que si se ?lee detenidamente el art?culo de mi cliente, podr? f?cilmente darse cuenta de que no reproduce el art?culo, sino que realiza una cita del mismo amparado en el art?culo 32 de la Ley 23/2006, de 7 de julio, por la que se modifica el Texto Refundido de la Ley de Propiedad Intelectual, aprobado por el Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril, en el que establece, en su p?rrafo segundo, que: ?Las recopilaciones peri?dicas efectuadas en forma de rese?as o revista de prensa tendr?n la consideraci?n de citas. No obstante, cuando se realicen recopilaciones de art?culos period?sticos que consistan b?sicamente en su mera reproducci?n y dicha actividad se realice con fines comerciales, el autor que no se haya opuesto expresamente tendr? derecho a percibir una remuneraci?n equitativa??.

Seg?n la abogada ?no se ha procedido a una ?mera reproducci?n? ?como afirman en El Pa?s- sino a una rese?a de la citada columna (entre otros art?culos m?s) y, adem?s, la actividad tampoco se ha realizado con fines comerciales?.

Tras la aclaraci?n jur?dica de la abogada de Serrano, el diario persiste en la retirada del texto de Rebeli?n.org por considerarlo ilegal. En respuesta a la letrada, la representante de El Pa?s insiste inexplicablemente en que el peri?dico electr?nico alternativo ha reproducido el art?culo de Mario Vargas Llosa. Seg?n afirma en un correo electr?nico, ?los contenidos de EL PA?S, como de cualquier otro medio, est?n protegidos por el correspondiente copyright y por tanto por la Ley de Propiedad intelectual. Nadie de WWW.REBELION.ORG nos ha contactado para solicitar la cesi?n de derechos de reproducci?n del texto de Mario Vargas Llosa, El Comandante y el Rey, por lo que la publicaci?n de dicho texto en esa p?gina web es de todo punto de vista ilegal?. Tras lo cual solicita a la abogada que realice la ?gesti?n para eliminar dicho texto de esa web?.

La abogada Virginia D?az se ha limitado a responderle que se remite a lo que le comunic? el d?a anterior.

Por su parte, Pascual Serrano ha afirmado que ?ni el peri?dico Rebeli?n.org ni yo tenemos el menor inter?s en difundir los textos de Mario Vargas Llosa, ni pagando ni sin pagar, sus ensayos s?lo tienen utilidad como munici?n del diario El Pa?s para criticar a los gobiernos progresistas de Am?rica Latina?. ?El escrito del diario y su posterior insistencia ?a?ade Serrano- es absolutamente paranoico, sin fundamento jur?dico alguno y s?lo le puedo encontrar explicaci?n como intento de querer intimidar y presionar ante un medio ?Rebelion.org/- y unos art?culos que critican, dentro de la legalidad y el respeto, la l?nea desinformativa y editorial de El Pa?s?. ?Ni yo ni Rebeli?n.org vamos a retirar ese art?culo, y mucho menos pagarles al diario por el derecho a criticarlo?, concluy?.

Rebelion.org es un peri?dico digital creado hace once a?os por un colectivo de periodistas sin ?nimo de lucro, que no responde a ning?n inter?s ni ideolog?a que no sean los principios editoriales del grupo de profesionales y su vocaci?n de servir a otro modelo de comunicaci?n no dependiente de los grandes medios ni de los condicionamientos del mercado.

Pascual Serrano es miembro fundador de Rebeli?n y miembro del consejo editorial de varias publicaciones. Sus trabajos suelen ser sobre pol?tica internacional y medios de comunicaci?n, entre ellos est?n los libros Perlas. Patra?as, disparates y trapacer?as en los medios de comunicaci?n y Perlas 2, ambos en la editorial El Viejo Topo. Fue Primer Premio del Concurso Internacional de Ensayo Pensar a Contracorriente 2007 por un estudio sobre la violencia y los medios de comunicaci?n. En la actualidad es asesor del canal internacional de televisi?n Telesur.

(*) V?ctor Ego Ducrot es director de la Agencia Period?stica del MERCOSUR (APM) y del Observatorio de Medios de APM, de la Facultad de Periodismo y Comunicaci?n Social de la Universidad Nacional de La Plata (Argentina).
Publicado por ubara @ 22:21
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios