Viernes, 11 de julio de 2008

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) revelaron a través de un comunicado, divulgado este viernes por agencias internacionales, que la "fuga" de los 15 rehenes, que el Ejército colombiano dijo haber liberado el pasado 2 de julio, fue consecuencia de la traición de los guerrilleros César y Enrique Gafas.

"La fuga de los 15 prisioneros de guerra, el pasado miércoles 2 de julio, fue consecuencia directa de la despreciable conducta de Cesar y Enrique, que traicionaron su compromiso revolucionario y la confianza que en ellos se depositó", dice el texto en el que, no obstante, ratifican su disposición al acuerdo humanitario.

"Independiente de un episodio como el sucedido, inherente a cualquier confrontación política y militar donde se presentan victorias y reveses, mantenemos vigente nuestra política por concretar acuerdos humanitarios que logren el intercambio y además protejan la población civil de los efectos del conflicto", expresan en el documento fechado el 5 de julio.

Advierten, además, que "de persistir en el rescate como única vía, el gobierno debe asumir todas las consecuencias de su temeraria y aventurera decisión".

Se trata del primer comunicado de la guerrilla luego de la divulgación de la "Operación Jaque", a través de la cual el Gobierno colombiano dice haber infiltrado al Secretariado (directiva) de las FARC, logrando el supuesto "rescate" de la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt, tres estadounidenses y once soldados y policías.

A continuación, transmitimos el comunicado íntegro que la Agencia Bolivariana de Prensa (ABP) publica en su sitio web:

COMUNICADO

1. La fuga de los 15 prisioneros de guerra, el pasado miércoles 2 de julio, fue consecuencia directa de la despreciable conducta de Cesar y Enrique, que traicionaron su compromiso revolucionario y la confianza que en ellos se depositó.

2. Independiente de un episodio como el sucedido, inherente a cualquier confrontación política y militar donde se presentan victorias y reveses, mantenemos vigente nuestra política por concretar acuerdos humanitarios que logren el intercambio y además protejan la población civil de los efectos del conflicto. De persistir en el rescate como única vía, el gobierno debe asumir todas las consecuencias de su temeraria y aventurera decisión.

3. La lucha por liberar a los nuestros y demás combatientes políticos presos siempre estará al orden del día en el conjunto de las unidades farianas, especialmente en su dirección. A todos ellos los llevamos en la mente y en el corazón.

4. El camino por lograr las transformaciones revolucionarias, en ninguna parte del mundo ni en ningún momento de la historia ha sido fácil, por el contrario, y por ello nuestro compromiso se acrecienta ante cada nuevo reto o dificultad.

5. La paz que requiere Colombia debe ser resultado de acuerdos que beneficien a las mayorías, no va a ser la paz de los sepulcros sostenida sobre la corrupción, el terror del estado, la felonía y la traición. Las causas por las que luchan las FARC-EP siguen vivas, el presente es de lucha y el futuro es nuestro.

Secretariado del EMC.

FARC-EP
Montañas de Colombia, julio 5 del 2008.


Publicado por ubara @ 22:36  | Exterior
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios