Lunes, 02 de noviembre de 2009

imageTegucigalpa. La firma del acuerdo no supone el fin a la inestabilidad política producida por el golpe de Estado, del 28 de junio anterior cuando fue secuestrado y extraditado el Presidente de la República, José Manuel Zelaya Rosales. Sin embargo, sí lo hará la restitución del legítimo mandatario en el poder.

Esto lo sabe Zelaya Rosales, por eso hizo un llamado la tarde de hoy (31 de octubre) al pleno del Congreso Nacional para que cumpla las disposiciones del Diálogo Guaymuras Acuerdo Tegucigalpa / San José, suscrito el 30 de octubre anterior entre la comisión negociadora del gobierno constitucional y la del régimen de facto.

“Los honorables diputados del Congreso Nacional deberán tomar la decisión de restituirme en el poder, a fin de solucionar la crisis política que ha provocado el golpe de Estado”, ha dicho el mandatario.

Mientras explicaba a una radio local la responsabilidad histórica que tienen los diputados, el Zelaya fue sacado del aire durante unos minutos, no obstante, al restablecerse la señal, agregó que si los parlamentarios desean la unidad de los hondureños y el restablecimiento del orden democrático, “tienen la oportunidad de hacerlo a través de mi restitución”, aseveró el mandatario.

El Acuerdo Tegucigalpa / San José, establece en su punto número 5, que ambas partes decidieron que sea el Congreso quien resuelva “retrotraer la titularidad a su estado previo al 28 de junio hasta la conclusión del actual periodo gubernamental, el 27 de enero de 2010”.

 

Además, el texto establece, en el punto número 9, entre otras cosas: “A partir de la suscripción del presente Acuerdo y a más tardar el 5 de noviembre: Conformación e instalación del Gobierno de Unidad y Reconciliación Nacional”.

El Libertador.hn 

 


Tags: Honduras, golpe de estado, muerte, dictadura, derechos humanos

Publicado por ubara @ 21:54  | Honduras
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios